VALORACIÓN


Se considera baja visión cualquier grado de discapacidad visual que limite lo que el paciente ve y no sea corregible con los tratamientos habituales:

• Gafas convencionales
• Lentes de contacto
• Tratamiento médico
• Cirugía

Hablamos de baja visión normalmente cuando la agudeza visual en el mejor ojo es menor de 0.30 o el campo menor de 30º.

Disponer de cierto grado de visión útil, permite la adaptación de ayudas de baja visión como complemento al tratamiento médico o quirúrgico realizado.

Las ayudas deben de ser adaptadas y el paciente entrenado para su uso por el especialista de baja visión, en función del resto visual disponible y de las tareas que el paciente desee realizar.

El número de personas mayores de 65 años, con discapacidad visual es actualmente de un 32.21%.

Las principales patologías que alteran la visión funcional son.

• Con afectación del campo central
           -  DMAE
           -  Retinopatia Diabética o Hipertensiva
           -  Distrofia de conos
           -  Enfermedad de Stargardt
           -  Agujero macular
           -  Atrofia del Nervio Óptico

• Con alteración de campo periférico
          -  Miopía degenerativa
          -  Retinosis pigmentaria
          -  Desprendimiento de retina
          -  Enfermedades desmielinizantes
          -  Enfermedad vascular (diabetes…)
          -  Glaucoma

• Hemianopsia
          -  Por daño cerebral
          -  Traumatismos…

• Con opacidad en los medios
          -  En córnea
          -  Cristalino (no operable)
          -  En vítreo

Volver